10 de enero de 2012

Y los Valores?




El ser humano llamado Jorge Capitanich, gobernador reelecto por la provincia de Chaco, usó el avión de la gobernación para:

- irse de vacaciones con sus hijas a la ciudad de Panamá y otros destinos turísticos
- y tener de paso una reunión con el presidente de Haití con el objetivo de conversar temas concernientes a la ayuda y reconstrucción de ese país luego del terremoto ocurrido en 2010.

Con una provincia llena, pero repleta de pobreza, este ser humano que tiene un sus manos miles de herramientas y contactos para por lo menos paliar la realidad que viven miles de otros seres humanos bajo su cuidado (que igual que él tienen un corazón, un hígado, un cerebro, dos brazos, etc.), tiene un avión que vale 4 millones de dólares para hacer vuelos políticos y, como vemos, otros no tan políticos.

Y si vende el avión (como gobernador tiene ese poder) y usa esos 4 millones para invertirlos en alguna solución para los problemas de Chaco?
Y si aprovecha la próxima "revisión técnica en Panamá" para llevar de viaje a un puñado de chicos/adultos chaqueños que nunca van a tener la posibilidad de ni siquiera salir de su provincia para que conozcan el mar y el mundo en vez de viajar él mismo?
Y si solamente tiene la decencia de pagarse los pasajes como cualquier ciudadano común y DA EL EJEMPLO de cómo se ejerce la función pública en medio de tanta corrupción establecida y espantosamente consentida?

Es mucho pedir?

Sé que fue reelecto por más del 60% de votos, pero creo que más allá de la voluntad popular hay ciertos aspectos humanos, esos aspectos que nos diferencian de una ameba, que no deben ser olvidados y catalogados como muestra de debilidad o sentimentalismo barato.

Y lo lamento por esas hijas de 19 y 15 años, edades donde ya deberían tener al menos un atisbo de análisis propio de la realidad y podrían decidir no participar de esto o al menos aleccionar al padre, pero habiendo crecido bajo la sombra de una educación de desparpajo, poder desmedido y falta total de empatía por el prójimo es entendible que eso no suceda.

Y este hecho es sólo uno más de la sarta de barbaridades e injusticias que se cometen en la Argentina por la clase política desde hace rato, ahora en forma más descarada que nunca y que me enoja demasiado.

Y, y, y que manga de hijos de remil puta!!!


No hay comentarios :